Yo dije que no. Lo tuve muy claro tan pronto surgió el tema, mi honestidad se apoderó de mi voluntad y no me dio otra opción, pero lo cierto es que me hubiera gustado decir que . La historia es la siguiente.

Buscando trabajo de fotógrafo con Instagram

En mi búsqueda por ganarme la vida apretando botones de una cámara, decido que es buena idea contactar con las empresas de mi localidad que tienen una presencia activa en Instagram. Es la red visual de moda y donde se está moviendo la mayoría de gente joven. Facebook se hunde poco a poco entre los montones de mierda que se genera, tanto virtual como de la otra.

Descarto de entrada a los perfiles de empresas que sólo tienen una o dos fotos o contenido un poco confuso, como un plato de comida, un perro y un niño (todo junto).

Como recientemente había rechazado un trabajo en Valencia haciendo fotos en discotecas durante 3h, de madrugada, por 20€ (pago único), busco algunas discotecas y locales de ocio.

Envío unos 10 mensajes tipo:

Hola, soy fotógrafo y me gustaría ofrecer mis servicios ¿con quién tendría que hablar sobre este tema? gracias.

La mayoría no contesta. Uno sí lo hace pero descubro que es (o era) un puticlub. No tengo nada contra la prostitución pero sí con cómo se paga en ese sector (en negro) y yo declaro hasta el último céntimo que entra en mi cuenta. No quiero líos. Hace años estuve hablando con el dueño de ese mismo local (aunque supongo que sería otra persona al actual dueño) y su oferta era en plan: tu trabaja y luego ya te pago y tal.

Varios me envían a paseo pero de forma educada ¿cómo? ¿no sabes a que me refiero? dice así:

Gracias por tu mensaje, lo transmito a gerencia y te llamaremos cuando lo estudiemos detenidamente.

Un local contesta con un mensaje que creo que son largas pero tras insistir unas semanas más tarde, me devuelve la llamada y aquí viene la oferta:

  • 600€/mes por hacer fotografías de la gente que asiste a su local.

¿Bien no? un pago fijo trabajando de fotógrafo tiene buena pinta. ¿Vemos el horario?

  • Viernes de 18h a 21h (3h).
  • Sábados de 1h a 5h (4h).
  • Algunos jueves de 1h a 5h (4h).
  • Trabajo de Septiembre a Julio.
  • Total: 28h a incierto.

¡Uf! ¡ésto se complica! sueldo fijo pero horario variable. Nocturno. Y de alto riesgo (borrachos en modo walking dead que quieren coger la cámara para hacerse un selfie).

Seguimos para bingo.

Cada día de fiesta, la discoteca hace un cartel donde anuncia el motivo del evento: fiesta de halloween, noche de esto o de lo otro. En algunas ocasiones hacen folletos (que mola más llamar flyers). El pobre fotógrafo que está trabajando ahora ahí, se encarga también de ésto. Hace un cartel los viernes y otro los sábados. Utiliza casi siempre fotos de stock muy llamativas pero que tienen poco que ver con el ambiente real del local.

Con esta fotografía anuncian la fiesta de bienvenida de la Primavera.

Por el estilo cualquiera diría que es de brandonwoelfel.com ¡y claro que lo es! un famoso fotógrafo, reconocido a nivel mundial por su estilo de desenfoque de las luces de fondo. Le he escrito para contarle el caso y pedirle a la vez permiso para usar ésta foto. El email dice así:

Hola, no sé si esto servirá de algo, pero quería comentarte que estoy usando una foto tuya para ilustrar un caso que me ha pasado con una oferta de trabajo. Una discoteca local está usando fotografías sin pagar derechos de ningún tipo y busca fotógrafos que, entre otras cosas, hagan lo mismo, quitando marcas de agua, etc.

La discoteca en cuestión es …

No sé qué se puede hacer en estos casos. Si les denuncias seguramente sepan que he sido yo quien te ha dado el aviso.

He buscado tu portfolio en shutterstock pero no lo encuentro, yo vendo ahí y en algunas otras. Era por ponerte un enlace.

En fin, me gustan tus fotos y que estés creando un estilo propio, enhorabuena, sigamos haciendo fotos y que nada nos pare.

Un abrazo.

Versión en inglés:

Hello, I do not know if this will help, but I wanted to tell you that I am using a photo from you to illustrate a case that has happened to me with a job offer. A local nightclub is using photographs without paying royalties of any kind and looking for photographers who, among other things, do the same, removing watermarks, etc.

The disco in question is…

I do not know what can be done in these cases. If you report them, they surely know that it was me who gave you the warning.

I have looked for your portfolio in shutterstock to link for but I can not find it, I sell there and in some others too.

Anyway, I like your photos and you’re creating a style of your own, congratulations! let’s continue taking pictures and nothing will stop us.

Regards.

Aún y todo, con esta oferta digna de infojobs, estaba dispuesto a aceptar. Tras unos cálculos salía la hora a unos 10€ aproximadamente. Lo mismo que cobra la señora de la limpieza en casa de mi madre, pero jugándome un equipo fotográfico de unos 1.000€ como mínimo (según objetivo).

Sí, soy tonto y gilipo. Tengo ganas de trabajar de fotógrafo.

Así que cojo el teléfono dispuesto a aceptar la ¡increíble! oferta:

– Hola, sí, he estado haciendo cálculos y sí podría aceptar por ese precio aunque es algo ajustado, pero quería preguntar ¿estaría incluido en los 600€ el pago de las fotografías de stock para la cartelería?

– ¿Qué? ¿qué fotos? no pagamos por esas fotos. Los 600€ es tarifa plana. Yo le pido las fotos que me gustan al fotógrafo y él me las consigue de donde sea. Las buscamos en Google o en otros sitios.

– Pero he visto la última imagen de vuestro cartel y es una fotografía bastante reconocible de stock. Está a la venta en unos 10€.

Si no sabes a que me refiero, una foto de stock es una imagen que se pone a la venta en una agencia a un precio asequible, 10€ por ejemplo, pero que no tiene exclusividad. Puedes tener una foto para anunciar tu evento con una chica guapa montada en un helicóptero bebiendo champán por mucho menos de lo que te costaría sólo la botella.

Si has seguido la historia hasta aquí, verás que para los carteles de las fiestas hay que comprar un mínimo de dos fotos a la semana, ocho al mes. Si hay alguna fiesta extra es fácil llegar a las diez y entonces hablamos de 100€/mes.

600€ – 100€ = 500€ ¡wow! ¡que me lo quitan de las manos oiga!

– Tu de eso no te tienes que preocupar ya que en todo caso es un problema nuestro. Además de que mi abogado dice que hay un vacío legal y que no está claro que tenga que pagar por ellas.

¡Bueeeno! cuando alguien invoca a un abogado para justificarse no pagar algo, suele ser mentira que tiene abogado y todo lo que acompaña a esa frase.

Cogiendo aire y contando hasta tres, le expliqué, más calmado de lo que me esperaba, que:

– Por supuesto que esta claro, esas fotos son un trabajo de alguien que las ha puesto a la venta por poco dinero. Yo mismo vendo imágenes en varias agencias. Si sumamos 100€ más a los 600€ puedo ocuparme de todo lo hablado y además tendríamos esa parte legal cubierta.

Aquí la conversación ya estaba rota. Yo no quería trabajar con una ladrona (sí, era mujer, una pequeña pista más), tacaña, que me proponía robar a compañeros. Ella no quería pagar más de 600€ y el resto le daba bastante igual. Como ella era educada, me dijo:

Bueno, envíame tu propuesta y lo hablaré con el dueño.

¡ejem! Tantas vueltas para llegar al mismo sitio.

Es en estas situaciones cuando me acuerdo de uno de mis cuñados. Está trabajando fuera de España y aunque le gustaría volver por la familia, los amigos y el clima, tiene claro que no quiere trabajar con empresas españolas.

Entonces ¿sirve de algo Instagram?

Para contactar con empresas de ocio locales, en Castellón, yo diría que no. Están ocupadas vendiendo su producto como para comprar el mio.

PERO (así con mayúsculas):

A los pocos días, conseguí organizar una quedada de tipo TFCD con Ana Ponce, una modelo de sólo 16 años increíble: posa perfectamente de forma natural, tiene mucha energía, ideas y está dispuesta a sufrir un poco de frio e incomodidad para que quede bien una foto.

De forma espontánea e improvisada, surgió un pequeño corto que rodamos en una media hora, casi todo en las primeras tomas. La primera vez que grababa con el nuevo estabilizador de vídeo que tengo (ya hablaré de él) en movimiento. Y esto es lo que salió:

La idea original fue de Ana pero cuando he terminado de editarlo tenía claro el título:

No te pares

Ese es el mensaje que me digo últimamente. Mi mujer dice que es mejor hacerlo en positivo tu puedes o ánimo machote, ya me entiendes. A mí me gusta así:

Si te ofrecen un trabajo de mierda: no te pares, sigue buscando.

Si no encuentras trabajo: no te pares, sigue fotografiando.

Si no tienes ni puta idea de cómo estabilizar un vídeo: no te pares, sigue grabando.

No te pares. Pase lo que pase, no te pares.